miércoles, 10 de octubre de 2007

A otro yantar...

Como cada domingo último de mes, aunque este mes nos tuvimos que retrasar una semana por motivos de feria en Gandia, hicimos nuestro propio festival de viandas y vino. He de reconocer que por culpa de los comentarios y críticas que últimamente recibimos a través del Blog, de lo que cocinammos y bebemos, el nivel de los platos y vinos va en aumento, así como el pique entre nosotros por poder sorprender con algo novedoso y que deje con la boca abierta a los demás "contrincantes". Al final esto veo que acabará en tragedia...

Pero bueno vayamos con los hechos en cuestión. Esta semana cocinaban para nosotros Alfonso y Lucía (hay que destacar que no son cocineros profesionales ninguno de los dos, aunque por los platos lo parezca).

Aquí el menú...



Y aquí los vinos...



Empezamos degustando un aceite 100% Arbequina sin filtrar Columela.



Para el primer plato Ensalada de ave, una impresionante ensalada con Foie, pasta kadaif simulando un nido, su huevo de codorniz, su granada y un poco de magret de pato empezamos tomando un blanco Clos du Rouge Gorge 2005 (vino blanco de un grán enólogo francés, Cyril Fahl, preocupado por hacer vino biodinámico y ecológico) así como un Domaine de la Perrière Mègalithe 2005 100% Savignon Blanc, proveniente de suelos formados de silex, de ahí el nombre megalithe y que pese a su gran potencia mineral, todavia gurdaba grandes notas de flores blancas y hierba.



Seguimos con Escalope de Salmonete con chutney de frambuesa y rodajas de naranja, estaba tremendo, gran calidad en el rebozado del salmonente así como buenísimo el contraste de la "sopa" de frambuesa y las cortezas de naranja.



Empezamos la ronda de tintos tomando un Ferratus 2004 que ya describí aquí, aunque este se notó un poco más potente en tánicos que la otra vez.

Luego seguimos con un Clos Mogador 2003 que la otra vez nos dió corcho y nos habíamos quedado con las ganas. La potencia de este vino tanto en fruta como en minerales hace que te pongas ya en alerta. Su paso por boca es de los que dejan huella, perfecto en redondez y equilibrio Estaba decantado un par de horas, pero hubiese aguantado más. Gran conjunción de uvas que tampoco destacan unas sobre otras pues va por tiempos creando uno de los mejores coupages de España.

También empezamos un Clio 2004 que teníamos también abierto un par de horas. Desde luego este vino me encanta, un potente olor también a fruta pero con unas claras notas amaderadas muy bien integradas y de calidad. La verda es que la gente de Orowine casi todo lo que toca lo hace perfecto, y si no como se explica el que tengan 8 vinos con más de 94 puntos entre los 100 de España... Potente con 15.5º de alcohol que para nada se detectan...

Seguimos con Delicias de trufa y setas de temporada, unos tagliatelle de trufa al dente con un salteado de Esclata-Sangs (níscalos) recién recolectados con las últimas lluvias y un poco de aceite y sal maldon.



Para no perder comba, empezamos un El Puntido 2003, de la familia Eguren, hermano pequeño de La Nieta, en Viñedos de Paganos. Un viño fresco y elegante. He probado mucho de los Eguren y desde luego este El Puntido está en un momento espectacular, y más por el precio que tiene rondando los 33€.

El Show debe continuar, y este plato fue un espectáculo por si mismo. Merluza en Salsa Verde, Berberechos y Roto de Jamón. Una merluza en perfecto punto de cocción con su salsa, pero comentario a parte merecen los berberechos casi sin cocer; perfectos en punto y sabor. Como para reconciliarte con los berberechos.



Esperabamos mucho del Miyamoto 2004 (Vino de Benjamín Romeo, Tempranillo y Garnacha de los pagos Murmuron y Revilla. ) proyecto del 2007 de la revista Matador y que seolo se elaboran 3000 botellas. Pero el vino estaba desequilibrado totalmente, no solo era un poco de TCA, era imbebible totalmente. Espero que la que nos cambien esté mejor...

Por lo tanto para el último plato tomamos un Sierra Cantabria Colección Privada 2003, si el puntido impresiona, este Colección Privada no defrauda. Habiendo recibido el 2004 ya, me decanté por despedir a este 2003 como se merecía, con una Carrillera de Ternera a la Vainilla con Patata Violet. Jugosísima carrillera con su salsa de vino y el detalle de las patatas. Muy buen plato que toreó perfectamente a este muy buen vino.



De postres como era el cumpleaños de Raulet, su mamá nos preparó una tarta tiramisú... Y unas trufas crujientes que hicieron Alfonso y Lucía cumplieron a la perfección la necesidad de dulce que necesitabamos para acabar la faena...







Esto más unos Gin-Tonic porque el 8.0.1. de Cariñena también estaba rana, hicieron que el nivel no decayera.

A la próxima me toca a mí... ir afilando los colmillos.

7 comentarios:

J. Gómez Pallarès dijo...

Qué nivelazo, chicos, impresionante. De lo que reseñáis, lo único que no he probado es ese vino prehistórico, vaya megalítico, de sauvignon blamc que parece, pero, seguir las huellas de Daguenau y de Jo Pithon, no?
La colección de tintos ha pasado, parcialmente, bajo mis papilas gustativas y sólo puedo decir que ya con el primero (Clos Mogador) se llenarían varias entradas, impresiona por su perfeccción. Clío es mucho mejor, en mi opinión, que su hermano mayor, El Nido, y con El Puntido me despaché los canelones de Navidad pasados. No os digo más. Y Sierra Cantabria colección privada es de esos vinos que tienen una impresionante calidad a un precio de escándalo, como El Puntido, pero más, en mi opinión.
Habrá que ir pensando en hacer las maletas uno de estos viernes...
Y cone sos dulces no cayó nada especial...? Me extraña!!!
Saludos cordiales!
Joan

Vins i més dijo...

La verdad es que vale la pena el Sancerres, y no huele a orín de pis como muchos Sauvignon blanc de Sancerres. Para la próxima tengo preparados algunas sorpresitas, y lo de que no cayera nada con los dulces es porque tenemos algunas bajas y son muchas botellas para 5, con lo que se nos hacen un poco largas. De todas formas apunto tu "crítica"... Ahora me acuerdo de que ya no me queda ni una botella del Anselman Ortega Trockenberenauslesse del 99... Tal vez un Ximenez Spinola...

J. Gómez Pallarès dijo...

Es complicado esto del tiramisú, para mí por lo menos. No tengo tan claro que un TBA case con él aunque no lo he probado nunca. Quizás un spätlese con más viveza y acidez, pero no sé. Ahora me doy cuenta que los últimos tiramisuús que he probado, hechos por mi mujer, que los borda, han sido con un buen champagne de Aÿ, ya sabes... Pero no fue nada meditado ni pensando en el ensamblaje de ambas cosas.
Le daré vueltas pero seguro que tú tienes buenas ideas en la cabeza!!!
Saludos
Joan

encantadisimo dijo...

Para un tiramisú, por aquello de intentar asociar al máximo con el café y cacao, creo que le va bien un PX viejo (VOS). El de Williams & Humbert puede ser un buen ejemplo, ya que va cargado de notas de café y cacao.

J. Gómez Pallarès dijo...

Yo tenía una botella abierta de la serie La bota de... y estaba demasiado poderoso para un tiramisú. Puede que algo menos opulento, por así decir, como el que comentas, le vaya mucho mejor.
Otra cosa que creo que le quedaría bien es alguno de los VND del sur de Italia, un passito de Panteleria, quizás. Pero no lo he probado nunca.
Joan

José Raúl dijo...

Lo que es cierto es que un TBA, que además es del 1999, con lo que gran parte de la acidez se ha perdido, no es lo mejor para maridar practicamente nada, porque es ya un postre en si mismo; lo mismo le pasa al PX de la serie de la bota, un sorbo te puede durar en boca toda la tarde...

Ahora bien un PX más ligerito cre que si le hubiera ido perfectamente al tiramisu y a las trufas.

Por cierto Rubén, yo si que tengo una cajita del TBA de Anselman, asi que ya sabes...

Vins i més dijo...

Lamento si mi comentario ha confundido a alguien, pero en ningún momento hablaba de acompañar los postres con nada (de hecho no tomamos nada, o solo el vino que quedaba)simplemente hacía referencia a que me había dado cuenta de que ya no me quedaban ni el TBA ni el Ximenez-Spinola.

De todas formas el tiramisú tampoco era ortodoxo y además que caray cualquier cosa seguro que le iba bien... Todo lo que sea regar el campo...